WHITE DARKNESS

de Nacho Duato. CND

Esta creación de Nacho Duato para la Compañía Nacional de Danza se inscribe en el desarrollo de su línea creativa de los últimos años. El coreógrafo investiga, a través del movimiento y de un profundo conocimiento de la música, fórmulas que amplían su vocabulario, partiendo siempre de la potencial  expresividad de sus bailarines. En cuanto a su inspiración, se trata de una reflexión abierta sobre el mundo de las drogas y el efecto que éstas pueden ejercer en nuestro comportamiento social, en nuestra capacidad de comunicación con los demás y en definitiva en nuestras vidas. La mirada del coreógrafo es, una vez más, puramente testimonial. No existe un juicio de valores sino más bien una invitación a la reflexión sobre un tema hiriente y polémico.
Kart Jenkins inicia sus estudios de piano de la mano de su padre, maestro de coro y organista. Más tarde, a los once años, comienza a tocar el oboe y a trabajar en la National Youth Orchestra de Gales. También realiza  estudios de composición en la Universidad de Gales, Cardiff, completando su formación en la Royal Academy of Music en Londres, donde se especializa en tocar el saxofón. Recibió premios por sus interpretaciones de oboe para jazz y como multi-instrumentista. Jenkins trabajó con Ronnie Scott (entre otros) y fundó Nucleus que ganó el primer premio del Festival de Jazz de Montreal, en 1972. Más tarde, se une a Soft Machine. Este grupo de los setenta presentaba una amplia gama de estilos (jazz, clásico, rock, incluso minimalismo). En abril de 1995 Jenkins edita Adiemus – Songs of Sanctuary, una extensa obra escrita para voz, percusión y cuerda, que obtuvo un éxito sin precedentes en Europa y Japón.

Música: Karl Jenkins (Adiemus Variations –Adiemus-Songs of Sanctuary-, String Quartet nº 2)

Escenografía: Jaffar Chalabi

Figurines:  Lourdes Frías

Diseño de luces: Joop Caboort

Duración: 24’ 50”

Estrenado por la Compañía Nacional de Danza en el Teatro de la Zarzuela de Madrid el 16 de noviembre de 2001.

SYNAPHAI

de Nacho Duato. CND

Aunque lleve ese mismo título, el concierto para piano y orquesta “Synaphai”, obra del compositor griego Iannis Xenakis, no es la única música que sirve de soporte a este ballet. Duato también busca un apoyo en la pieza “Heaven and Hell”, del también griego ‘Vangelis’, que en este caso actúa como contraste escénico e ideológico.
El ballet está dividido en tres partes. En la primera, un grupo de bailarines se mueve con desconcierto bajo el recitado —en siete lenguas— de un texto escrito por el propio Duato. En la segunda, es el concierto ”Synaphai” de Xenakis el que envuelve los dúos, tríos y solos con los que Duato expresa la desesperación y la esclavitud del hombre moderno. En la tercera, una pieza más sentimental, espiritual, como la de Vangelis, abre un atisbo de esperanza como conclusión del ballet, con un ‘paso a dos’.

Coreografía: Nacho Duato

Música: Iannis Xenakis (Synaphai, concierto para piano y orquesta)

Vangelis (Heaven and Hell)

Escenografía y figurines: Walter Nobbe

Diseño de luces: Edward Effron

Estrenado por el Nederlands Dans Theater en el Circustheater de Scheveningen, el 16 de enero de 1986. Estrenado por la Compañía Nacional de Danza en en el Lensoviet Palace de Leningrado, el 22 de noviembre de 1990.

JARDÍN INFINITO, de Nacho Duato

de Nacho Duato. CND

“Jardín Infinito es un homenaje a Antón P. Chéjov. He tratado de impregnarme de la personalidad de este gran escritor, de cómo vivía y de lo que sentía por sus semejantes y por el mundo que le rodeaba. Jardín Infinito no está basado en ninguna de las obras de Chéjov en concreto. No quería que situaciones, alusiones o anécdotas relacionadas con ellas constituyeran la base de mi trabajo, definitivamente abstracto. Me he inspirado en su mundo, en su personalidad y en su obra para extraer una visión particular y personal de todo ello.

Música (*): Pedro Alcalde, Sergio Caballero 

(música original) Alfred Schnitke y

Piotr Ilich Chaikovski (fragmento)

Escenografía: Jaffar Chalabi

Diseño de Luces: Brad Fields

Figurines: Carral Asociados

Realización de Escenografía: Odeón Decorados

Realización de Vestuario: Sastrería de la CND

Dedicado a Chéjov en el 150 aniversario de su nacimiento.

En colaboración con el Festival Internacional de Teatro Antón Chéjov de Moscú, con el apoyo del Gobierno de Rusia y del Gobierno de Moscú

Estrenado por la Compañía Nacional de Danza en el Teatro Real el 17 de febrero de 2010.

PETITE MORTE

de Jirí Kylián. CND

Jirí Kylián creó este ballet especialmente para el Festival de Salzburgo con motivo del segundo centenario de la muerte de Mozart. Para este trabajo eligió los fragmentos lentos de dos de los más bellos y populares conciertos de piano de Mozart.  Esta deliberada elección no debería ser vista como una provocación o inconsciencia, si no como mi forma personal de constatar el hecho de estar viviendo y trabajando en una parte del mundo donde nada es sagrado, donde la brutalidad y la arbitrariedad son lugares comunes. La obra debería transmitir la idea de dos torsos antiguos, con sus cabezas y miembros amputados,  evidencia de una mutilación intencionada que no obstante es incapaz de destruir su belleza, reflejando así el poder espiritual de su creador. 

La coreografía presenta seis hombres, seis mujeres y seis floretes. Los floretes cumplen verdaderamente  la función de parejas de baile, y en algunas ocasiones parecen más rebeldes y obstinados que una pareja de carne y hueso. Visualizan un simbolismo que está más presente que una línea argumental. Agresión, sexualidad, energía, silencio, insensatez  y vulnerabilidad. Todos estos elementos  juegan un importante papel. Petite Mort, que literalmente significa muerte pequeña, es también, en lenguas como el francés y el árabe, paráfrasis de orgasmo.

Música: Wolfgang Amadeus Mozart (Piano Concerto in A Major -KV 488-, Adagio, Piano Concerto in C Major -KV 467-, Andante)

Figurines: Joke Visser

Diseño de luces: Joop Caboort

AKSAK

de Gentian Doda. Staatsballett Berlín

En toda la obra está presente el término aksak (palabra proveniente del turco que significa cojo), un ritmo irregular, propio de la música tradicional de los Balcanes, surgido de las danzas y los bailes populares primitivos. No se trata de una recreación folclórica o costumbrista sino de un sentimiento de opresión y aislamiento que recorre de forma subterránea toda la obra: bajo esta tensión el hombre busca encontrar las condiciones propicias que le permitan franquear las barreras de la razón, para llegar a algo más elevado.El papel del argumento en la obra es de orden esencialmente estructural, su contenido es secundario y reducido a algunos conceptos de base donde se hace referencia al mito de la caverna de Platón.

» Aksak «, con la proporción 2/3 se aplica en todos los aspectos  de la obra y  desempeña un papel fundamental en los procesos compositivos, siendo estos procesos temporales, rítmicos, melódicos, formales o estructurales, creando  en todo momento un resultado sonoro siempre a través de la sensación ,uno de los elementos prioritarios en la creación junto con el elemento temporal, sirviendo de denominadores comunes de estos dos mundos: danza y música. 

Choreography : Gentian Doda

 Original Music :  Cesar Aliaj

Set Design : Susana Riazuelo

Costume Design : Jaime Roque de la Cruz

Lighting Design : Nicolas Fischtel

Artistic Collaborator  : Dimo Kirilov

KOL NIDRE

de Nacho Duato. CND

Kol Nidre es el nombre de la declaración recitada en la sinagoga, previa al comienzo del servicio vespertino del Yom Kipur. Su nombre está tomado de las palabras iniciales de la declaración y es un tiempo para reflexionar y perdonar.

Sobre esta base Duato construye su nueva creación para la Compañía Nacional de Danza 2. Un trabajo más introspectivo y espiritual que reflexiona sobre la situación de los más jóvenes en los conflictos bélicos. Los llamados “niños de la guerra”.

Coreografía: Nacho Duato

Música: John Tavener, Arvo Pärt y John Zorn

Escenografía y Figurines: Nacho Duato

Diseño de luces: Joop Caboort

Estrenado por la Compañía Nacional de Danza 2 en el Teatro de Madrid, el 22 de enero de 2009.

QUINTETT

de William Forsythe. CND

En Quintett, dos mujeres y tres hombres se encuentran en un espacio desnudo iluminado por un extraño proyector. Los bailarines se concentran completamente en su búsqueda de posibilidades infinitas de expresión del cuerpo humano. Realizan con precisión académicos tours de force y se pierden en infinitas improvisaciones e intrincados movimientos. El resultado es un huracán de baile aparentemente caótico que, sin embargo, tiene una lógica curiosa que no se debe ignorar. Todo ello enmarcado por una repetición infinita de la letra “la sangre de Jesús nunca me falló aún”, una canción de Gavin Bryars, que actúa como si de un mantra se tratara.

Coreografía: William Forsythe en colaboración con Dana Caspersen, Stephen Galloway, Jacopo Godani, Thomas McManus y Jone San Martín 

Escenografía e Iluminación: William Forsythe 

Música: Gavin Bryars (Jesus Blood Never Failed Me Yet) 

Figurines: Stephen Galloway

Estreno por el Ballet de Frankfurt en Alemania el 9 de noviembre de 1993.
Estreno por la Compañía Nacional de Danza en el Teatro de la Zarzuela, el 21 de marzo de 2008.

HEVEL

de Nacho Duato. CND

En la antigua poesía hebrea, la palabra “hevel” formaba parte del repertorio de imágenes, que como “agua”, “sombra” o “humo”, servían para describir la fragilidad y el carácter efímero de la condición humana. Su uso quizá más destacado se encuentra en el arranque del libro de la Biblia, habitualmente llamado Eclesiastés(Qohelet I, 2). “Hevel” quedó fijado en la versión de la Vulgata como “vanitas”, y de ahí “vanidad”. Hevel Hevelym … hakol Hevel: Vanitas vanitatum, omnia vanitas. En traducciones modernas del texto encontramos propuestas como “vacío”, “vapor” o incluso “desperdicio” (Erri De Luca: “sprecco”). Desde la tradición hebrea, la Biblia de Ferrara (1553) traduce concisa: “nada de nadas, el todo nada”. Así mismo Hevel (Abel), es el segundo hijo de Adán y Eva, asesinado por su hermano Caín. De acuerdo a la historia bíblica, la suya fue la primera muerte de un ser humano. El significado de la palabra resuena de forma simbólica pero clara en su nombre.
Es en su uso como vanitas, como nada, lapso o vacío, donde “hevel” tiene su sentido aquí.


Música: Pedro Alcalde / Sergio Caballero (música original)
Escenografía: Jaffar Chalabi 
Figurines: Nacho Duato
Diseño de luces: Brad Fields

Estreno por la Compañía Nacional de Danza en el Teatre-Auditori Sant Cugat (Barcelona), el 30 de noviembre de 2007.

GNAWA

de Nacho Duato. CND

En 1992 Nacho Duato estrenó en Valencia, su ciudad natal, Mediterrania, profundizando en sus raíces y la de sus antepasados, en su complicidad con el mar Mediterráneo.En Gnawa, estrenado por la Hubbard Street Dance Chicago en 2005, el coreógrafo continúa con la línea iniciada en Mediterrania, intentando transmitir, a través del movimiento, la sensualidad del paisaje, la sensibilidad de sus habitantes… Con una sugerente música repleta de sonidos españoles y norteafricanos, Gnawa cautiva con su fulminante poder y su sensual elegancia, combinando la espiritualidad y el ritmo orgánico del Mediterráneo.* Los Gnawa de Marruecos son los descendientes de los esclavos negros deportados de los países de África occidental subsahariana (Mauritania, Senegal, Mali, Nigeria, Guinea). Practican una compleja liturgia coréutico-musical (lila, derdebà), que reactualiza el sacrificio primordial y la génesis del universo a través de la evocación de las siete principales manifestaciones de la actividad demiúrgico divina, los siete mlùk, representados por siete colores, descomposición prismática de la luz-energía originaria.

Música: Hassan Hakmoun/Adam Rudolph (Gift of the Gnawa, “Ma’Bud Allah”); Juan Alberto Arteche y Javier Paxariño (Finis Africae, “Carauari”); Rabih Abou-Khalil, Velez, Kusur y Sarkissian (Nafas, “Window”).

Figurines: Luis Devota y Modesto Lomba

Diseño de luces: Nicolás  Fitschel

Estrenado por la Hubbard Street Dance Chicago en el Joan W. and Irving B. Harris Theater for Music and Dance en marzo de 2005. Estreno por la Compañía Nacional de Danza en el Euskalduna de Bilbao, Festival Dantzaldia, el 4 de noviembre de 2007.